Italia acomete reformas constitucionales

Justo Gil

 

Que el sistema político italiano era –va a dejar de serlo en breve si el pueblo lo refrenda- un auténtico rompecabezas ingobernable, se confirma como un axioma conocido por todos los que se aproximaban a su sistema constitucional que surge en 1947, tras la Segunda Guerra Mundial. En la Republica democrática fundada en el trabajo, como se intitula en el primer articulo de sus principios fundamentales, el Parlamento se compone de la Cámara de Diputados y del Senado de la República. El número de diputados es de 630. Y el de senadores – hasta ahora- es de 315. ¿Qué ha conseguido Matteo Renzi en Italia? Pues aprobar una reforma constitucional que modifica el papel del Senado al punto de residenciar sólo en la Cámara de Diputados la “ función legislativa”. Igualmente reduce los 315 escaños de senadores a 100, es decir a un tercio. Siendo éstos consejeros regionales y alcaldes, convirtiéndose en una veraz cámara de representación territorial y siendo elegidos en las Elecciones regionales no en la generales. E igualmente se consigue eliminar el poder de veto que hasta ahora ejercía. El mismo Senado de la República  se hace el harakiri en votación del 14 de octubre de 2015, aprobándola.

 

 La reforma limita la atribución del Senado para votar mociones de censura que puedan hacer caer a gobiernos. Se hallaban instalados en eso que se vino doctrinalmente en denominar como “bicameralismo perfecto”. Donde ambos órganos constitucionales tienen iguales poderes legislativos. Téngase en cuenta que el texto constitucional se elabora recién acabada la 2ª Guerra mundial concediéndose a las dos Cámaras del Parlamento las mismas atribuciones para evitar nuevas autocracias, como las de Mussolini. El contexto histórico-político permitió esos desajustes constitucionales. Con el tiempo se ha evidenciado una obturación legislativa hibernando leyes cuya aprobación debía de darse en ambas cámaras. ¿Tautología política?

 

Se ha de decir que tal reforma fue aprobada por la Cámara de diputados italiana en el mes de abril del presente año, debiendo someterse a referéndum de los italianos para el día 4 de diciembre próximo. Fue aprobada por tan sólo 361 votos favorables frente a 7 en contra. Los partidos de oposición (Movimiento Cinco Estrellas o Forza Italia) abandonaron el hemiciclo antes de producirse la votación. Todo, después de un intenso debate político suscitado en la sociedad italiana, que ha perdurado durante dos años. El primer ministro ha ligado su futuro político a la aprobación de esta consulta. Como no se obtuvo una mayoría de dos tercios exigible se ha pedido – y el Tribunal Supremo concedido- una solicitud-convocatoria de referéndum con 550.000 firmas recogidas por el denominado Comité por el Si (integrado por miembros del PD, Partido Demócrata).

 

Previamente Renzi había aprobado una nueva ley electoral, llamada Italicum. Entraba en vigor en pasado julio de 2016. Lo que ha pretendido el primer ministro italiano - venia en decir con contundencia en las formas- es que, al igual que acontece con la elección de alcaldes, conozcan al día siguiente de las elecciones generales quien les ha de gobernar en los próximos 5 años, y enterrar el nudo gordiano o el pretendido maridaje, nunca conseguido hasta ahora, de las palabras “Italia y estabilidad gubernamental”.Palabras que nunca se han engarzado. Se decanta por un sistema electoral mayoritario al punto de conceder un premio de mayoría cualificada – nada menos que el 55% de los escaños- a la lista electoral que venga en superar el 40% de los votos. Y si ninguna  de las listas presentadas supera ese porcentaje sustancial, las dos listas con mejores resultados irían a una segunda vuelta. Es curioso que los electores podrán elegir a sus representantes en las 100 circunscripciones fijadas, a excepción del número uno de la lista, que será impuesto por el partido. Para bien o para mal Italia se mueve. ¿Para cuando nosotros?

 

JUSTO GIL SANCHEZ  

 

Escribir comentario

Comentarios: 0

LA PRENSA




SERVICIO PUBLICO

TELEFONOS DE INTERES

Ayuntamiento

96 570 01 01

96 570 03 26

Centro de Salud

96 570 01 28

Cruz Roja

96 678 12 22

Telefono del Mayor 

900 10 00 11

Policia Local

96 678 33 86

96 678 16 26

Guardia Civil

96 570 01 28

Bomberos

96 678 22 85

Urgencias

112

Farmacias de guardia en Almoradí


Cita previa Seguridad Social


D.N.I. y Pasaporte

Selecciona tu idioma en el icono siguiente

You can read "Almoradi Socialists" in your language.
 

Si estas afectad@ por la ley hipotecaria clika en el logo y te informaremos.
Si estas afectad@ por la ley hipotecaria clika en el logo y te informaremos.