TODOS CON FECHA DE CADUCIDAD

Manuel Quesada Lara

Manuel Quesada Lara

Mire Vd. uno que ya brinca con creces los sesenta, al menos procura pensar en que tiene vergüenza torera y sabe (o cree saber) cuáles son sus limitaciones y por ello procura estar al día en lo posible pero también intenta no meterse en berenjenales para los que le faltan las fuerzas, la memoria y carece de la suficiente energía. Eso en los casos en que aún conservamos buena parte de la inteligencia.

Pero lo que haga uno o deje de hacer tiene muy poca importancia, ya que sus decisiones y sus acciones afectan a casi nadie y, por tanto, sólo tiene que cuidarse de sí mismo y a penas nada más…

Pero lo que uno no alcanza a entender es cómo personas que asumen enormes responsabilidades que afectan a colectivos amplísimos de la ciudadanía aceptan, se mantienen y aún se agarran al sillón cuando ya han perdido la perspectiva, están fuera de órbita y no son capaces de ponerse al día en absolutamente nada.

Pero todavía es mucho más lo que a uno le sorprende el hecho de que con los años de democracia y libertad que hemos alcanzado sea precisamente el personal el que siga eligiendo siempre a los mismos para que les dirijan y administren sus recursos como si no existiera una juventud, que hoy por hoy es la mejor preparada de nuestra historia, y que nos está demostrando constantemente ser absolutamente responsable y a la que le sobran las facultades, condiciones y aptitudes que a nosotros, tiempo ha que nos van faltando.

Cierto es que la experiencia es un grado y a pesar de que todos tropezamos no dos sino muchas veces con la misma piedra, podemos indicar el camino conveniente en muchas cuestiones basándonos en los casos que hemos vivido, comprobado y hasta sufrido a lo largo de nuestra extensa vida social, laboral, cultural y hasta deportiva…
Pero ya estamos para eso: para indicar, y no para tirar de un carro que a más
de demasiado pesado para nuestras fuerzas se conduce con técnicas que a
nosotros nos cuesta demasiado entender y somos incapaces de utilizar.

A nuestros jóvenes les hace falta, constantemente, que les aconsejemos. Pero es preciso que sean ellos los que se hagan cargo de las labores aprovechando su superior preparación, su juventud y su espíritu de renovación.

Si miramos con objetividad lo que tenemos enfrente y somos sinceros, no tendremos más remedio que aceptar que nos estamos equivocando.

Para dirigir nuestros destinos tenemos un Rey que ya no puede ni con su alma, que se le ve andar con tanta dificultad que a uno le parece que pueda caerse a cada paso y que hasta ha perdido la capacidad (no es que haya tenido mucha) de expresarse y contestar a cualquier cuestión más allá de repetir siempre la misma cantinela. ¿Será por eso que, a más de las propias fechorías, se las cuelan por todas partes?.

Para gobernar hemos escogido a un caballero que pasa ya de los setenta y que, a más de que nunca ha sido muy trabajador que digamos, y de que ha “aprobado la reválida” tras varios intentos, le pesa tanto la carga que termina por ponerse con extrema facilidad en los brazos de los mandatarios extranjeros que le dominan y las labores internas ha de confiárselas a su colaboradora más directa que, a falta de mejor orientación, nos está metiendo en una espiral de recortes, sacrificios y reformas que nos van a conducir a la más lamentable de las miserias. Así es que él, que no tiene ánimos ni seguridad siquiera para dar la cara, ha de realizar sus escasísimas apariciones en tiempos muy cortos, sin dar lugar a preguntas o, en otro caso, mediante una pantalla de plasma.

Como contrapeso a esta lamentable situación tenemos al frente de la oposición en el partido mayoritario a un líder que, si bien ha demostrado en su dilatada vida política gran eficacia y maestría, hoy no tiene fuerzas más que para seguir y
seguir anunciando que habrá cambios, no se sabe para cuando ni en qué forma,
por lo que cabe temerse que sean a la última y quién sabe si recayendo en otro
correligionario de parecida valía, pero también antigüedad. Mientras tanto, se
la pasa indicando pero pactando, y más de lo mismo.

Le sigue el segundo en mayoría de la oposición que, además de peinar canas, nos trae siempre un discurso tan bien intencionado como antiguo, falto de vigencia y de soniquete tan carpetovetónico que a la juventud -que es el futuro- le aburre y no consigue ilusionarlos porque es el mismo rollo que tantas veces han escuchado a sus abuelos… Pero bueno, como sus expectativas son limitadas, tampoco tiene que preocuparle tanto y, si acaso, de llegar a gobernar en coalición, siempre tendrá la excusa de haberse tenido que adaptar a sus compañeros de viaje.

No nos damos cuenta, o no queremos dárnosla, de que ya estamos trasnochados, que venimos obligados a orientarles, pero que mientras no cedamos la gestión a los más jóvenes no daremos el menor paso adelante. Y con ello, lo único que estamos consiguiendo es quedarnos completamente estancados, hundirlos a ellos y comprometer el futuro de nuestra sociedad.

Hasta que en las organizaciones de los partidos políticos no se abra la mano dejando paso a las nuevas generaciones y dejemos de impedirles la participación y, es más, la representación, no saldremos adelante y continuaremos en este círculo vicioso mediante el cual siempre actuaremos con retraso y aumentando cada día más la desilusión y la insatisfacción de la mayoría de los ciudadanos que no alcanzan a ver renovación alguna que les indique que algo va a cambiar.

Esto mismo debe aplicarse a la vida profesional y laboral, por eso solamente triunfamos en los deportes porque ahí, si que no tenemos más remedio que ceder.

¿Para cuándo?.
Vosotros, los dirigentes, tenéis la palabra.

Escribir comentario

Comentarios: 0

LA PRENSA




SERVICIO PUBLICO

TELEFONOS DE INTERES

Ayuntamiento

96 570 01 01

96 570 03 26

Centro de Salud

96 570 01 28

Cruz Roja

96 678 12 22

Telefono del Mayor 

900 10 00 11

Policia Local

96 678 33 86

96 678 16 26

Guardia Civil

96 570 01 28

Bomberos

96 678 22 85

Urgencias

112

Farmacias de guardia en Almoradí


Cita previa Seguridad Social


D.N.I. y Pasaporte

Selecciona tu idioma en el icono siguiente

You can read "Almoradi Socialists" in your language.
 

Si estas afectad@ por la ley hipotecaria clika en el logo y te informaremos.
Si estas afectad@ por la ley hipotecaria clika en el logo y te informaremos.